¿El estrés puede hacernos más fuertes? ¡Descúbrelo!

SALUD | 01-05-2017 | 



La ciencia de la emoción sugiere que los síntomas corporales como la aceleración del corazón, la sequedad de la piel, el estómago revuelto o la sudoración, tienen como trasfondo emociones diferentes como la ira o la ansiedad.

El estrés es una emoción común que muchos sufrimos durante momentos difíciles o bajo presión.

Si bien se tiende a decir que el estrés es malo para la salud, una nueva investigación a cargo de Ian Robertson, psicólogo clínico y neurocientífico cognitivo, sugiere que el estrés puede convertirse en una fuente de energía positiva que ayude en nuestro rendimiento.

¿Cómo? Porque un componente clave del estrés es el neurotransmisor noradrenalina que como hormona del estrés, afecta a partes del cerebro donde se controlan la atención y las acciones de respuesta. En los niveles adecuados, la noradrenalina tiene grandes propiedades en el cerebro, por ejemplo actúa como una especie de fertilizante, creando nuevas conexiones entre neuronas y entre células cerebrales.

Los beneficios del estrés y la noradrenalina

Los eventos de vida estresantes pueden provocar una disminución de la memoria en personas mayores. Por ejemplo, las personas de 70 años con poca memoria, normalmente pueden esperar que disminuya su memoria durante los próximos dos años, pero si enfrentan eventos moderadamente estresantes, como un conflicto familiar o la enfermedad de un compañero, pueden experimentar un descenso de esa disminución.

Esto se debe a que los factores de estrés moderados pueden crear un reto suficiente para que una persona mayor aumente los niveles de noradrenalina a un nivel que estimule el rendimiento cerebral tanto a corto como a largo plazo.

En el caso de los adultos jóvenes que han experimentado poca o ninguna tensión durante la niñez, tienden a ser emocionalmente más vulnerables y menos capaces de hacer frente al dolor. Cuando enfrentan la adversidad como adultos jóvenes, no saben cómo manejar esos sentimientos desconocidos y no saben cómo aprovecharlos de manera productiva.

La presión en el cerebro

En su prueba de estrés, Ian Robertson sostiene que el nivel adecuado de desafío y estrés puede ayudarnos a lograr lo impensable.

El psicólogo plantea que podemos moldear la respuesta de nuestro cerebro a la presión, convirtiéndola en un beneficio pràctico para nuestro modo de vida.

Si bien es difícil salir de la concepción del estrés como algo malo, sí es cierto que es algo que difícilmente se puede controlar, por lo que es bueno convertir esa respuesta cerebral en una positiva que nos ayude a ser más fuertes y animarnos a más.

Fuente: Vix

 


Otras noticias que te pueden interesar...















Noticias recientes